Páginas vistas en total

lunes, 25 de mayo de 2015

Puerto de Barcelona

PORT DE BARCELONA

ESPO aboga por un marco de regulación menos rígido y una mayor autonomía de gestión portuaria

El ponente de la ley apunta a la libertad para fijar tarifas y anuncia que en junio se debatirá la propuesta en el seno del Grupo de Transportes del Parlamento Europeo


Con el lema 'No ports, no energy. No energy, no ports! - 'La conferencia anual de la organización se centra en el rol ante los cambios en la política energética




El presidente de la European Sea Ports Organisation (ESPO), Santiago Garcia-Milà, expuso en Atenas, que la organización apoya la autonomía de los puertos, a una financiación transparente y más claridad en las subvenciones y ayudas estatales. En el marco de la sesión inaugural de la conferencia anual de la ESPO, y en respuesta a la propuesta de legislación portuaria de la Comisión Europea de mayo de 2013, Garcia-Milà aseguró que la organización se opone a un marco de regulación demasiado constreñido y a un órgano supervisor: "No queremos una camisa de fuerza; no es que queramos un traje hecho a medida, pero sí que pueda ser un traje práctico para todos los puertos ".


Santiago Garcia-Milà, presidente de la ESPO

En este sentido, el ponente de la ley, Knut Fleckenstein, explicó este viernes que el mes de junio habrá un debate sobre la propuesta de regulación en el seno del Grupo de Transportes del Parlamento Europeo y después tendrá que pasar por el plenario. Fleckenstein ha dicho que la regulación habla de autonomía palos puertos para fijar tarifas, lo que favorece a los usuarios, y que "no tiene ningún sentido que las tasas del Puerto de Barcelona sean decididas en Madrid, ni las del puerto de Koper en Ljubljana ". En rueda de prensa anterior lo había resumido con un "too much regulation, no ports", parafraseando el lema de la conferencia. Fleckenstein ha destacado también que es muy importante que la regulación haga los puertos más competitivos y atraiga inversiones, pero ha puntualizado que la liberalización no es la solución mágica.

En relación con la privatización del puerto del Pireo, su posicionamiento ha sido también muy clara: "No me puedo imaginar que se vendan infraestructuras como los puertos " A esta cuestión se había referido también en la sesión inaugural el alcalde de El Pireo, Ioannis Morales, quien apuntó que era un proceso en el cual el país se veía prácticamente abocado dada la situación económica y habló de la importancia de la actividad portuaria como pilar del crecimiento. El presidente del puerto de Pireo, Yiorgos Anomeritis, apuntó que los puertos deben interactuar con los ciudadanos para crear conjuntamente unas condiciones de crecimiento respetuosas con el medio ambiente y que la industria marítima debe asumir su responsabilidad en esta materia.

Garcia-Milà había introducido el tema del contexto energético y la necesidad de que los puertos, como clusters industriales, debatan cómo afectan las nuevas políticas energéticas en el sector marítimo y portuario y la apuesta europea por el combustible limpio o clean fuel. El tema ha centrado las diversas sesiones de la conferencia anual de la ESPO que, con la asistencia récord de 280 delegados, se ha celebrado los días 21 y 22 de mayo en Atenas bajo el lema 'No puertos, no energy. No energy, no ports '.

La experta del Egmont Royal Institute for International Relations, Tania Zgajewski, afirmó en su intervención que es complicado hacer predicciones para la gran complejidad del mercado energético. La situación en la Unión Europea es especialmente difícil, porque se quiere más competitividad con menos contaminación, pero todavía hay mucha dependencia de Rusia y los precios de la energía son altos. Hay una transición energética que ponga remedio a errores estratégicos del pasado, con una apuesta por las energías renovables y una mayor eficiencia. Habrá que ver cómo se concreta el nuevo plan energético presentado por la Comisión.

El representante de la UNCTAD, Vincent Valentine, apuntó que ante el panorama actual -crecimiento económico y dinamismo de la producción industrial en Europa; cierta moderación del PIB en Asia; concentración de navieras y barcos cada vez más grandes; mayor mercado intraasiàtico... - el principal reto de los puertos es incrementar volúmenes tanto en mar como en tierra sin perder la perspectiva medioambiental de reducción de emisiones.


Puerto de Barcelona - Vista nocturna


En la misma línea, la secretaria general de la ESPO, Isabelle Ryckbost, apuntó la responsabilidad económica y medioambiental de los puertos. Ante la revisión del Libro Blanco del Transporte 2011, Ryckbost indicó que la organización pide a la Unión Europea (UE) coherencia en las diferentes políticas que son de aplicación a los puertos (transporte, energía), una visión a largo plazo y respeto y comprensión por la diversidad puertos.

Como había apuntado García-Milá, la secretaria general concretó que las propuestas de la ESPO ante la EU son otorgar autonomía a los puertos para fijar tarifas, libertad en proveer servicios, transparencia en las finanzas y claridad en las ayudas estatales y públicas. En este sentido, se pide a la UE que aliente a los puertos a hacer inversiones, ya que seguro será necesario hacer adaptaciones para introducir mejoras medioambientales. Esto es, garantizar que la legislación y la política medioambientales no distorsionen la competencia entre puertos.

La diputada al Parlamento Europeo, Eva Kaili, destacó en su intervención la apuesta para la "descarbonización" medioambiental a través de la promoción del transporte marítimo de corta distancia (short sea shipping) y, sobre todo, del uso de tecnologías alternativas, como el gas. La prioridad del Parlamento es reducir emisiones y buscar soluciones innovadoras, apuntó.

Bart Kuipers, de la Universidad Erasmus de Rotterdam, ha hablado de la economía circular, es decir, del círculo cerrado de reutilización de los productos, y aseguró que los puertos tienen muy buena situación para entrar en esta economía circular por su ubicación cerca de núcleos urbanos y con conexión al hinterland. Otras propuestas energéticas alternativas han sido la presentada por Wim Stubbe, del puerto de Ostende, de crear energía azul mediante plataformas portuarias generadoras de energía a partir de las olas y el viento; o las planteadas por los representantes de los puertos de Brindisi, Dublin, el Pireo y Bremen relativas a la aplicación de descuentos en barcos con energías limpias o alejar de la ciudad determinados tráficos.

La conferencia anual de la ESPO 2015 ha terminado con una visita al puerto del Pireo. La próxima edición se celebrará en mayo de 2016 en Dublín.


No hay comentarios: